martes, 10 de junio de 2008

COLUMNA DEL BOTE 10-JUNIO-2008

DESDE LA RAIZ EN PRO DE PEMEX

Mas que buscar fortalecer a PEMEX, con la iniciativa calderonista de reforma energética, se busca (como ha sucedido en gobiernos pasados) aprovechar el problema para permitir (como solución deseada) que privados colaboradores en campañas electorales (y algo mas), le entren a hacer negocios (por encima de lo previsto en el artículo 27 constitucional) con una de las empresas petroleras más rentables del mundo, PEMEX.

Para ello se inició con el primer paso, aprobación FAST TRACK, frustrado por la oportuna acción del FAP y LA RCP, que logró pese al golpeteó mediático, dar paso a jornadas de debate para escuchar entre otras voces, las opiniones de juristas, investigadores, legisladores, representantes en pro y en contra. Las voces en pro de la reforma, han puesto de manifiesto la minimización que significa violar la constitución (con tal de fortalecer a la paraestatal con capital privado) y las voces en contra, la importancia de no permitirlo.

Lo importante (para éste bote que escribe), es iniciar desde raíz y, con las leyes actuales, eliminar las prácticas internas y externas, que han llevado a la paraestatal a no desarrollarse como debiera, prácticas que no se informan debidamente a la sociedad. ¿Cómo es posible que cuando trabajadores de PEMEX, denuncian situaciones indebidas, en vez de investigar y sancionar a los responsables, se opte por jubilarlos ó correrlos?, ¿Cómo es posible que el líder del STPRM, cuente con un SUPER YATE, cuando el gobierno federal habla de “crisis seria” en la paraestatal?, ¿Cómo puede ser posible, que existan trabajadores desaparecidos sin que la sociedad conozca de éste echo?, ¿Cómo es posible que ante precios elevadísimos del crudo, nos salgan con que no hay excedentes?, por mencionar algunas.

No señor, primero se deben acabar todas éstas prácticas abusivas, administrar debidamente, castigar a los responsables auténticos y luego pensar en medidas adecuadas para desarrollar la empresa eje de la economía nacional.
Hacerlo al revés, es muestra del echo de aprovechar la mala situación que dicen que hay en PEMEX, para dar carta abierta a privados nacionales y extranjeros a que obtengan beneficios millonarios, beneficios por arriba de los que todos los mexicanos merecemos.

No son aceptables los argumentos de defensores de la reforma cuando éstos tienen conflictos de intereses (como indicó la Dra. María Fernanda Campa), vaya pues, es un descaro que con los historiales que tienen, se presenten a defender una iniciativa privatizadora como si les importara el pueblo de México. No es aceptable, que tanto cochinero existente en la paraestatal, continúe como si no pasara nada.

Primero acabemos realmente con la corrupción y las prácticas abusivas, con éste paso llevaremos a PEMEX a un fortalecimiento real sin perder lo más valioso para una patria, SU SOBERANÍA.

No hay comentarios.: