sábado, 18 de octubre de 2008

Calaveritas 2008

de Momis:

La muerte estaba sentada
a las puertas del Senado,
estaba desesperada
revisando su listado.

Y es que le habían asignado
llevarse a la tumba helada
a todo un grupo fregado,
y por eso estaba asqueada.

“Prian” y “chuchos” se leía,
todos esos son azules,
a toda esa porquería
sácala de sus curules.

A cargar con la basura
la huesitos se negaba,
pero dada la premura
que la instrucción implicaba..

..no le quedó más remedio
ya que el deber la obligaba,
y con náuseas de por medio
que salieran esperaba.

Pobre flaca desdentada
ira que aunque sea la muerte,
esa carga tan chorreada
en víctima la convierte.

Pemex NO se vende, SE DEFIENDE hasta con los dientes.

No hay comentarios.: